sagrado

Sagrado y Profano

Sagrado y Profano

Si algo debería de ser sagrado, seria el respeto mutuo y su divulgación como prioridad humana. Si se sacralizan símbolos, imágenes e ideas y no se entiende como sagrado la manifestación existencial. Con todas sus formas y modos, es que todavía no se entiende verdaderamente lo sagrado. Sagrada es la singularidad como manifestación de la totalidad, y de ahí la sacralidad de la interrelación de lo singular en lo plural. Es el ser humano quien sacraliza, y muchas veces no reconoce que cada persona es verdaderamente sagrada, reconocer eso es lo que hace sagrado el respeto por todos. El sentido común (sensibilidad del sentir en comunión) a toda forma existencial, en consecuencia toda la naturaleza. Y no solo por conveniencia, si no por ser la manifestación del Ser, lo que somos. La esencia sagrada, justo por ser sagrada, es inalterable, inmutable e imposible de profanar. El Ser en su esencia absoluta es lo auténticamente sagrado, y lo es, porque lo Es.

Lo profano

Lo profano debería de ser la falta de respeto, y el coaccionar toda libertad. El libertinaje, la imposición, el provocar destrucción o sufrimiento solo por egoísmo eso es lo profano, y es profano porque no sabe de su Ser. Pasar de ser profano a saber Ser y estar, es un proceso humano que forma parte de la totalidad, por lo tanto todos somos profanos si no sabemos Ser, que no es más que un reconocerse (reconocer-Ser).

La compasión

Si la compasión (compartir el sentir) es la empatía con el otro, a nivel que se reconoce un sufrimiento o limitación, y provoca un deseo de liberación de ese estado, con la consecuencia implicación por la posible solución de ese sufrimiento. Si la compasión no es solo el tener pena por… o el desear la mejoría del otro para el beneficio egoísta propio, si no que la compasión es una predisposición o abertura a facilitar la liberación del sufrimiento, sin más beneficio que ese, no quedándose solo por la pena por el otro, o buscar un beneficio egoísta (mejórate por que te necesito). La compasión entonces es más integra, veraz y se podría decir espiritual.

La auténtica compasión

La auténtica compasión no es posible sin una veraz comprensión o reconocimiento de la totalidad del vivir, eso podríamos llamarlo como la auténtica realización espiritual, que comporta varios aspectos de entendimiento existencial, como por ejemplo:
  • A/ La identificación mental provoca culpa, miedo, complejo de inferioridad y superioridad con todas sus variantes emocionales negativas, en definitiva sufrimiento.
  • B/ La base del existir o experimentar en si es amor y juego creativo, pero implícitamente para que exista el juego de experimentar. El dolor en sus muchas variantes forman parte necesaria del mismo juego del vivir, y la identificación (ego) aunque forma parte de este proceso, puede reconocerse y trascenderse (integrarse).
  • C/ Todo esencialmente es el Ser, la totalidad de lo que es, personal, impersonal, trascendente e inmanente. La aceptación íntegra de la realidad ahora, es el Ser, y no ser desde la visión absoluta es una incoherencia mental.
 
La bondad de la compasión es dejar libertad de ser, y siempre disposición a la liberación del sufrimiento. Conociendo que la mayor parte del sufrimiento es debido al egoísmo (identificación), y aunque el derecho a sufrir también es necesario, la disponibilidad (no la obsesión) a mostrar la verdad de la liberación es la compasión. La esencia absoluta, la lucidez, el amor y el poder, Es, y humanamente se puede reconocer.

No Comments

Leave a reply

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.