La estabilidad: el reconocimiento de Ser

reconocimiento de Ser

La estabilidad en el reconocimiento de Ser

Si el reconocimiento de Ser, es la evidencia irrefutable, de la auténtica naturaleza de la realidad.
La identidad impersonal, como la absoluta inmanente y trascendente realidad de Ser, donde en ella habita por su consciencia manifestada la experiencia existencial. 
 
El reconocimiento de Ser, otorga una clara comprensión de que todo lo que se experimenta es lo que es.
En su aceptación total por el hecho de ser, y que el único proceso auténticamente espiritual.
Puede surgir en la experiencia, es la demanda del reconocimiento de Ser, enmascarado en multitud de aspectos como:
  • los deseos o anhelos
  • miedos y culpas
  • practicas o rituales,
  • sobresfuerzos de voluntad personal, son debido a la identificación personal.

El error mental

El desliar el error mental de la identificación y su consecuente interpretación de la experiencia, se produce cuando se produce, y no por “voluntad” personal. La totalidad como experiencia está sucediendo tal cual es. La tensión psico-emocional de responsabilidad, exigencia, y frustración, es solo la consecuencia de la identificación. 

La consecuencia del reconocimiento de Ser

La consecuencia del reconocimiento de Ser, es ver claramente que no se puede hacer nada para liberarse de la esclavitud mental, solo el reconocimiento de lo que Es, otorga la supuesta liberación, y eso es el posible y auténtico “hacer” (el hacer del no hacer) enmascarándose en muchos posibles aceres. Que el famoso ego es el resultado de la experiencia existencial, ósea la vida, y no hay ningún culpable personal. Y que diluir el aspecto negativo y erróneo del ego, para que solo quede el ego funcional, sucede realmente en un proceso impersonal con apariencias de voluntad personal. 
 
Los posibles impactos mentales de “despertares” pueden variar de intensidad, con sus inevitables consecuencias de estabilizarse en mayor o menor medida en el reconocimiento de Ser mantenido. 
 
El estabilizarse quiere decir una constante aceptación experimental, manteniendo constantemente una claridad sobre la propia naturaleza de Ser absoluta, dando paso al fluir experimental desde la paz-eterna de Ser. Donde el conocimiento puro y el amor puro se funden en una constante presencia de Ser. Donde la “ocupación” y experimentación no tiene rastros de preocupación. En una clara vivencia e evidencia de conciencia-vida no dual, como totalidad, siendo lo que es, sin rastros de duda existencial. 
 
Parece ser que lo más corriente en la infrecuencia de la comprensión, son unas fases de progresión para la estabilización del reconocimiento de Ser. Pues una cosa es el reconocimiento puntual, progresivo, y, o abruptos despertares, y otra su estabilidad de vivencia continua. Aunque la auténtica sinceridad es la que descubre la realidad de la estabilización, muchas veces puede surgir la creencia que el nivel que se vive ya es lo que puede ser, sin mayor estabilidad posible, y realmente no es así. Pero todo sucede y sucederá tal cual Es.
 

Leave a comment


Name*

Email(will not be published)*

Website

Your comment*

Submit Comment