937.116.002

Avinguda Barberà, 226-236, local 4, 08203 Sabadell

ABIERTO TODOS LOS DÍAS DE LA SEMANA

  • Español
  • Català
Escola de Ioga i Salut Integral > Autorrealización  > La posibilidad reiterativa del Ahora
posibilidad

La posibilidad reiterativa del Ahora

La posibilidad reiterativa del Ahora

Toda posibilidad es ver todo lo posiblemente posible en el único y real ahora, el posible mañana está en el ahora. El recuerdo del ayer puede ser ahora. Ahora se puede mirar, sentir, pensar, hacer, y reconocer Ser, él ahora es el patrón de toda posibilidad, sin límites él ahora es totalmente ahora, y siempre ahora es lo que verdaderamente Es. Hasta el gozo más intenso y dolor más siniestro puede ser ahora. Saber que ahora puedes reconocer la autenticidad del ahora, la sencillez, y grandiosidad del ahora, la real exclusividad del ahora, y eso, relativiza el ayer y el mañana en el valor solemne del ahora.

 Despierto a la plenitud del ahora, en el reconocimiento fundamental del ahora, sin obsesionarse o esclavizarse en un supuesto mañana, ni amargase o melancolizarse en un ayer difuminado, eso puede ser ahora. La plenitud del ahora es toda posibilidad en lo que hay, o en lo que es ahora. La valoración con toda sensibilidad y arrojo en lo que ofrece ahora, ahora puede ser.

 El agradecimiento del posible gozo ahora, abre la intensidad del ahora. Y es ahora cuando el sufrimiento, o dolor se tolera, y eso es por la valoración consciente o inconsciente del ahora. En la posibilidad del ahora, la alegría, la belleza, la felicidad, el reconocimiento esencial de la presencia ahora, puede ser. Las suposiciones o especulaciones sucumben a la evidente inmediatez del ahora.

Cambios sin cambio, lo que Es

Las cosas continúan siendo iguales sin ser iguales, las bases existenciales son las que son, aunque todo está en cambio constante, el principio de ser y no ser en Ser, siempre es. En el cambio de visión del reconocimiento, las montañas vuelven a ser montañas, y los árboles vuelven a ser árboles, en esta visión inclusiva y trascendente, las cosas verdaderamente son lo que son. 
 
 La aceptación real es asumir las cosas tal como son, los idealismos fantasiosos, o negativismos patológicos se diluyen en la visión real. El dolor es un repulsivo existencial muy normal, el gozo o amor es el gusto de existir completamente natural, la recreación de las formas y los procesos evolutivos, son inherentes al juego de la vida.
 
 Asumir completamente las cosas tal cual son, en una mirada nueva, pues la mirada si no está condicionada, es un ver que surge de lo eterno, de aquello que por un lado es inocente y menos que nada, y por otro es todo poderoso porque es constante e inalterable, “Eso” que es sin tiempo, en este sueño, juego, experiencia, la vida.
 
 Las huidas e idealismos fantasiosos, forman parte de un proceso normal que incrementa el enfrentamiento hasta el punto de inflexión necesario, para aterrizar a la evidencia del tal cual es, lo que es. Aunque un proceso se pueda ver cómo largo, doloroso, y con muchas subidas y bajadas ilusorias, eso forma parte de lo que es, y se ve cuando se ve. 
 
 Todo esto es el milagroso cambio sin cambio de lo real, el eterno instante sin tiempo con toda posibilidad de todo tiempo.

No Comments

Leave a reply

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.